Saboreando Gran Canaria.

|

Atelier


Gran Canaria es un destino mundialmente conocido por sus playas, su idílico clima y sus gentes, pero cada vez más, su gastronomía nos encandila a cada bocado. Son muchos los destinos en la isla a los que podemos ir para saborear la isla con los cinco sentidos. Desde estas líneas os hablaré de mis preferidos.


Comenzamos en Las Palmas y nos vamos a conocer el Mercado del Puerto (mercadodelpuerto.net), un proyecto de lo más interesante ubicado en un edificio declarado Bien de Interés Cultural y primer mercado de Canarias en añadir Gastronomía a su oferta. En él se mezclan puestos de toda la vida con otros gastronómicos que lo convierten un lugar de parada y fonda con un toque casual en el que poder degustar cocina de lo más variada, comprar producto autóctono de lo más selecto y, todo ello, aderezado con un sinfín de actividades culturales, música en directo, Festivales... Un lugar de encuentro de lo más interesante al lado de la playa de las Canteras.


El Equilibrista


Desde el Mercado nos vamos a uno de mis restaurantes preferidos en la isla, El Equilibrista 33. (restauranteelequilibrista33.es). Hay restaurantes que dejan huella, que marcan tu memoria y a los que quieres regresar una y mil veces. Este el caso de El Equilibrista 33. Su cuidada cocina de mercado con toques de vanguardia y guiños al producto canario, su estética de lo más visual y la gran materia prima seleccionada con la que Carmelo Florido hace filigranas de ensueño, lo han convertido en sus casi 7 años de historia, en un referente en Las Palmas de Gran Canaria. El Equilibrista 33 sorprendente desde el minuto uno por su originalidad y la exclusividad que reina en cada una de las creaciones que podemos degustar. La personalidad arrolladora y el "savoir faire" de este chef inunda todo un espacio de lo más acogedor. En El Equilibrista 33, todo se elabora al momento y el producto de temporada es el protagonista indiscutible de una película cuya línea argumental es claramente de Óscar. La decoración de este restaurante está plagada de blancos, grises, marrones, metales en un local no muy grande pero sí, muy coqueto. Una gran experiencia que no has de perderte si viajas a Gran Canaria.



La Higuera Mayor



Muy cerca de la capital nos encontramos Telde, y allí una de mis bodegas favoritas de la isla: La Higuera Mayor (bodegalahigueramayor.com). Para mí, La Higuera Mayor es uno de los vinos más personales de Gran Canaria. Esta bodega artesana de 3,5 Ha, comenzó su andadura en 2003. El sueño de Luis López se hizo realidad y plantó en espaldera, en los terrenos que su abuelo había adquirido en los años 40 del pasado siglo, diferentes viñedos de las variedades Listán Negro, Catellana, Tintilla y Negramol que dieron como resultado unos vinos con personalidad y claras raíces canarias. La elaboración del vino tinto en La Higuera Mayor comienza con la esmerada selección de las uvas procedentes en su totalidad de viñedos propios, cultivados en ladera de tierra apiconada; el trabajo por la búsqueda de la excelencia da como resultado dos vinos únicos: La Higuera Mayor y La Higuera Mayor Vendimia. Vinazos auténticos, únicos, que armonizan de pleno con la gastronomía de una isla que has de descubrir.


Nos dirigimos a Tejeda, uno de los Pueblos más bonitos de España y tras caminar por sus idílicas calles y disfrutar del fantástico paisaje, disfrutaremos de un toque dulce en la Dulcería Nublo (C/ Dr. Domingo Hernández Guerra, nº 15). Desde 1956 llevan deleitando a paladares golosos con sus almendrados, sus piñones, sus mermeladas o sus extraordinarios mazapanes elaborado en su horno cada mañana. Aquí, la almendra es protagonista indiscutible y pondrá el toque dulce a una jornada espectacular.



Nublo 2


Las Bodegas Bentayga (bodegasbentayga.com) se sitúan en este paraje maravilloso en el que se vislumbra el Teide en el horizonte y en el que los viñedos se encuentran en lo más alto de la isla; sus vinos, premiados en multitud de ocasiones, son carnosos, de sabores intensos, redondos en boca y de aromas únicos. La producción actual es de 55000 litros y la elección por parte de su enólogo de las barricas (de roble americano, húngaro y francés), obedece a la necesidad de acometer de diferente manera cada tipo de uva; el resultado, unos vinos singulares, diferentes, únicos, en los que los estándares de calidad están presentes y en los que le cariño rebosa por doquier.



Casa Enrique


Seguimos de ruta y nos acercamos a Mogán, allí descubrimos Casa Enrique (C/ San José, 7), un restaurante de lo más familiar y acogedor regentado por Mª José y Alejandro, un matrimonio joven y entusiasta que transmiten autenticidad a sus platos, todos ellos de marcado acento canario. Aguacates y tomates de su huerto, pescados súper frescos, como la Albacora, y su extraordinario Mojo, te dejarán sin habla. Un lugar en el que la GASTRONOMÍA se escribe con mayúsculas.

Continuamos con nuestro periplo por la isla y nos acercamos a algunas de las zonas más turísticas -Maspalomas, Playa del Inglés y San Agustín-, pertenecientes al municipio de San Bartolomé de Tirajana. En esta zona nos encontramos un pequeño tesoro gastronómico llamado Quesería La Gloria. Si eres amante del buen queso, es visita obligada. Esta pequeña empresa dispone de 2.100 cabras majoreras que pastorean a diario y que cuidan con mucho mimo sus propietarios José Miguel Ortega y Francisca Pérez. El resultado es, un sabroso queso de cabra galardonado con multitud de premios a lo largo de su historia como la Medalla de Super Gold de World Cheese Awards 2017/2018 a su queso curado.


La Gloria


Las Tirajanas


Seguimos en la zona y nos vamos a Bodegas Las Tirajanas (bodegaslastirajanas.com) a bebernos algunos de sus grandes vinos. Formada por 17 familias de viticultores, sus viñedos se sitúan en La Caldera de Tirajana y zona sur. Esta zona se caracteriza por el cultivo de variedades canarias de uva blanca, como Malvasía volcánica, Verijadiego, Albillo criollo, Verdello de El Hierro, Listán blanco, Baboso blanco, Marmajuelo y Moscatel. Sus vinos son aromáticos, frescos, con espíritu atlántico, minerales y complejos de marcado carácter.



360º


El punto más moderno de la zona lo pone el Bohemia Suites&Spa (bohemia-grancanaria.com/es) en su última planta. Allí nos encontramos con el restaurante 360º, un reducto de cocina de vanguardia en una carta de lo más ecléctica, platos de lo más creativos y productazo, pensados para saborear mientras disfrutas de espectaculares vistas a las Dunas de Maspalomas. Tras la cena, no dejes de probar alguno de sus fantásticos cócteles en Atelier cocktail bar. Seleccionado como uno de los 10 lugares mejores para tomar un cóctel en Europa, su propuesta es de lo más curiosa, creativa, alternativa, exclusiva y, con una puesta en escena que, estoy segura, no te dejará indiferente.


Para terminar este recorrido por Gran Canaria nos vamos ir a Arucas a visitar la Destilería Arehucas y a Agaete, a conocer la estupenda Finca La Laja, en la que Víctor Lugo nos enseñó con todo lujo de detalles sus árboles frutales, su Bodega Los Berrazales y nos acercó al mundo del café.



Café


Destilerías Arehucas. (arehucas.net). Desde que en 1884 Alfonso Gourié inauguraba la fábrica de San Pedro, hoy, Destilerías Arehucas, han sufrido una evolución en todos los sentidos: producción, variedad, elaboración... Con 50000 visitas anuales y una producción de 3.5 millones de botellas, el Ron Arehucas es todo un referente en las islas Canarias. Entre sus rones, destaca el “Capitán Kidd”, el Ron Super Premium que se embotella directamente de las barricas de aguardiente de 40° del año 1983, el más antiguo de la bodega.


Finca La Laja y Bodega Los Berrazales. (bodegalosberrazales.com). Situada en el precioso pueblo de Agaete, en esta finca situada a 400 metros sobre el nivel del mar, encontramos multitud de árboles frutales (granada, mandarina, plátanos, sandía o naranjas de tipo Washington Navel, entre otros), una fantástica bodega de lo más artesana en la que elaboran unas 40.000 botellas de vino de las variedades Moscatel, Malvasía, Listán Negro, Tintilla, Negramón o Baboso negro y el cafetal más importante situado al norte de Europa. El buen café ha de ser Arábico y Natural. Finca La Laja recibe anualmente unas 60000 visitas ávidas de aprender más sobre el cultivo del café o la producción de vino y dispuestas a degustar manjares únicos que sólo una tierra volcánica y los vientos aliseos de Gran Canaria son capaces de crear.


¿Te hemos abierto las ganas de saborear Gran Canaria? ¡ Bon apetit!



Texto y fotos: Begoña Novillo